domingo, julio 24, 2011

150

Hace tiempo platicaba con un amigo sobre Grey's anatomy, decíamos que es un vil melodrama. Aquel día no logré explicarle por qué me gustaba tanto la serie, al menos en las primeras tres temporadas, que fueron las que vi. Hoy, mágicamente, recordé por qué. Hay un capítulo en la segunda temporada, "The name of the game" se llama; en él, Meredith conoce sin anestesia a una media hermana y se entera de la existencia de otra. He ahí el punto, eso yo lo viví. No tenía veintitantos años, sino dos; mi papá sí vivía conmigo; de cualquier modo, no podía comprenderlo; y, por supuesto, no tenía una placa de yeso para descargar ahí mi frustración. Ni siquiera recuerdo cómo empezó todo, pero hay en mi memoria cientos de episodios desordenados donde me recuerdo pequeña, peleando con mis propios medios hermanos. A quienes me conocen desde entonces, les hizo mucha gracia que yo haya dicho hasta el cansancio "¿verdad que mi papá es mío y no de la nena grandota?" No debería hacerles tanta gracia, ninguno de ellos sabe lo que duele enterarse de golpe que hay otros que llegaron antes que una y tampoco lo complicado que es tener que entrar a una competencia desigual que le precede. Suena hiper-egoísta, quizá lo sea, pero en verdad es complicado. Yo lo viví, por eso hoy que volví a ver ese capítulo, lloré cual Magdalena. Porque, tal vez, me duele lo que no está... lo que nunca estuvo.

4 comentarios:

Aki dijo...

doris:


vaya, enterarme de esta parte de tu vida por internet es en cierto sentido algo raro aunque despues de la junta de hoy con el positivo negativo de internet y su producción, todo puede pasar.

hay veces que nos preguntamos por que pasan esas cosas, creo que en parte fue mejor que los conocieras cuando niña, la inocencia es buena pero los niños somos malos.


saludos

DorisFM dijo...

Vaya montaña rusa, ¿verdad?
Como sea, no, no creo que los niños sean malos (o hayamos sido nosotras en tiempos de la tierna infancia), pero a esa edad no se tienen los marcos para comprender un montón de cosas.

bLanche ʚïɞ dijo...

¿Me creerás que jamás he visto Grey's anatomy? Todo mundo habla de la serie y yo nada que le doy chance... Igual y un día lo hago.

Debe ser difícil eso de enterarte de la nada que existe alguien más, otra famlia u hijos. Espero que ya todo esté mejor, mucho mejor.
Te dejo un gran abrazo. (=

DorisFM dijo...

Yo la veía cuando vivía en Guadalajara. Por lo demás, no te preocupes, 27 años después las cosas se ven muy diferentes; es sólo que ayer recordé por qué me identifiqué tanto con Meredith Grey :)